Loxe Mareiro. (Eucaristía profana)

Haciendo esquina, en el paseo marítimo de Carril, hay una taberna marinera llamada a ser templo.

el altar

almejas no, "néctar supremo"

tomato

No llegué a escuchar misa de espaldas  al “tendido”, pero si en el mundo de la gastronomía hubiera una nueva iglesia, ésta sería Loxe Mareiro.

ains, qué buenosin palabrasPoco más añadiré a lo que han contado @gastroeconomy, @magago , @manoelfoucellas … pero, como en su día al visitar Aponiente, Loxe Mareiro describe en su cuaderno de bitácora una nueva ruta. Podría parecer que no hay técnica, sólo producto, pero sería equivocado pensar que es así, ya que lo que hay es eso mismo. Y además, y principalmente, oficio, respeto por el producto,  por las cocciones, por la aplicación puntual y “por derecho” de toda elaboración de vanguardia,  por el cliente y por ellos mismos. ¿Cómo?

marineroSe “siente” que hay equipo y que quien lleva el puente de mando sabe qué lugar dar a cada cosa, a cada cual.

marine

tinto raro-ricovinazo, creo

San Pedro, Santos ellos, coño!tremendonavajas tremendasComer en Loxe Mareiro tiene mucho de eucaristía profana, aquello también es una fiesta, con la diferencia que todo es real, nada se deja a la imaginación o a la fe.
Si queréis conocer una verdad  en esto de la cocina y la gastronomía, “llegarse” a Carril.

*Agradezco el trato recibido ya que no es fácil comer y no molestar en un restaurante cuando vas con un crío. También el aperitivo con el que nos recibieron.